Bio



Irrumpí en el planeta el 12 de marzo de 1983, digo irrumpí, porque mi madre estuvo a punto de morir en el parto y yo también. En el colegio no lo pasé demasiado bien, lxs niñxs decían que yo era rara, cosa que me marcó de por vida, aunque solamente era disléxica (bueno... y alguna cosa más que descubriría más tarde). La dislexia es una bendición, yo quiero mucho a mi dislexia, pero tardé doce años en superarla académicamente y en escribir sin errores ortográficos. A pesar de mis dificultades para la escritura, me apasioné tanto por ella, que llegué a estudiarme la enciclopedia para ser capaz de reconocer cómo se escribían las palabas. Siempre me he sentido empujada por una fuerte necesidad de expresión, llevándola al plano de la escritura cómo vía introspectiva y de autoconociomiento.  Toda mi vida he creído que tenemos que guiarnos por nuestra intuición y desde muy jovencita empecé a hacerme mucho caso.

En 2010 creé este blog, antes titulado: Isabel Serrato, poesía y reflexión entre la razón y el corazón. Lxs lectores del mismo empezaron a llamarme la “poeta terapéutica”, ya que tras la lectura del mismo se sentían aliviadxs y a veces, encontraban sugerencias poéticas para desarrollar una vida más libre del miedo, más próxima al amor y al desarrollo personal. Siempre incitando a vivir las oportunidades que nos da la vida, como experiencias transformadoras y evolutivas. No podemos evitar el dolor, pero el sufrimiento sí.

Estudié Trabajo Social, en la Universidad Pablo de Olavide (2004-2007), sabotajes hacia lxs profesores varios, pero cada vez que me encuentro a algunx me dicen: “yo sabía que tú tenías grandes potencialidades, aunque no me entregaras los trabajos…” Me especialicé en el itinerario de Gerontología, ya que el mundo de las mujeres mayores siempre me ha apasionado. Durante varios años me dediqué a la animación sociocultural, sobre todo con mujeres mayores, de las que tanto aprendí y ensancharon mi corazón con su sabiduría, después de conocer su mundo, de dificultades y luchas, nunca volví a ser la misma.

El 4 de agosto de 2010, de vacaciones en Almería, escribí un poema en este blog que titulé Nunca fui una princesa de Disney. Aunque hasta 2012, tras una ruptura sentimental, no reflexioné sobre este hecho, y no caí en la cuenta que escribía desde el género y para el género, de las preocupaciones y dificultades que muchas mujeres tenemos. Mercedes Arriaga Flórez, Doctora en Filología italiana y experta en temas de género de la Universidad de Sevilla, me ayudó a publicar Nunca fui una princesa de Disney (Benilde, 2012), libro que se convertiría en un espectáculo poético-musical con el que denunciar el sexismo y la violencia machista. Jorge Ramos, profesor de canto y técnica vocal creó la banda sonora de este espectáculo fresco y lleno de humor, con el que visitamos bibliotecas, centros de la mujer, asociaciones, universidades, colegios, institutos, siempre llenando nuestra maleta de nuevas experiencias. Fueron grandes momentos, algunos muy difíciles, otros muy gratificantes. Aprendí tanto…

Me maravillan las mentes y sus laberintos, siempre he querido dedicarme a la terapia, llevo toda la vida siendo la amiga a la que todo el mundo le cuenta sus problemas, por ello decidí estudiar  Psicoterapia Dinámica en la Facultad de Medicina (Unv. Sevilla 2012).

En el año 2013 me entraron unas ganas enormes de profundizar en temas de género, empaparme de libros, leyes y obras fundamentales del feminismo, entonces realicé el  Máster de Estudios de Género y Desarrollo profesional que ofertaba la Universidad de Sevilla y que el estado no me subvencionó.

Con esta locura de pensar por mí misma, he llegado hasta aquí. A veces me siento un poco extraterrestre, todos los días lucho desde el amor para desarrollarme en todos los vértices de mi vida, no me canso de ponerme a prueba, de caerme y de levantarme. Mis mejores maestros son el error y la superación personal. Exigente, pasional, crítica y creativa. Me encanta hacer intervención social con grupos a través del arte, utilizado la escritura y la poesía como vehículos sanadores, para penetrar en las emociones y romper con las barreras creadas por la sociedad y la cultura, para desnudarnos y empoderarnos y desechar aquello que no nos pertenece. Alzando el vuelo hacia un camino de mujeres y hombres más libres.

En 2014 nació La funambulista, una mujer en crisis, poemario en el que colaboraron profesionales tanto del mundo del arte, como del género. La funambulista, es esa mujer que todas tenemos dentro y que se tambalea sobre la cuerda floja de su presente, que no llega a fin de mes, que llega tarde a recoger a lxs niñxs del colegio, esa mujer que no quiere sufrir más abusos y violencia, esa mujer que tiene nombre y apellidos y que quiere ser ella misma por encima de todo, harta de tanta domesticación.

Con ambos libros creé el taller NI PRINCESAS NI PRÍNCIPES, que se convirtió en un taller reflexivo con el que profundizar sobre la problemática de género, a partir de los poemas de ambos libros y con el que generar debate entre lxs participantes. Lo más importante de este taller es que las personas digan qué piensan sobre los diferentes conceptos de género o sobre qué significa ser mujeres y hombres en nuestra sociedad, y las dificultades que encuentran en su día a día. La empatía, la construcción grupal y la escucha, son fundamentales para transcender barreras y crear ideas más sanas, que nos lleven a relaciones más saludables entre sexos. Transcendamos el rosa y el azul, por la diversidad y el pluralismo, por una identidad más singular, sin ideas castrantes y homogeneizadoras o esencialistas. Por ser personas de carne y hueso, no Princesas ni Príncipes artificiales.

En la actualidad colaboro con diferentes artistas para enriquecernos mutuamente y hacer que este mensaje llegue con mayor claridad. Por otra parte estoy empezando a construir un proyecto de Género y Desarrollo personal con el que estoy muy ilusionada. Todos estos años de experiencia, de dudas, de errores y de aciertos, me han ayudado a profundizar en mí y me han llevado a observar la importancia que tienen los condicionantes con los que somos educacadxs y socializadxs. A tiempo presente trabajo en un método terapéutico con el que ayudar a las personas a generar herramientas, desechar ideas erróneas u obsoletas y caminar hacia un yo más verdadero, más leve y sereno. Comprendiendo que las imposiciones son muchas veces las que nos hacen infelices y que existe un amplio mundo de potencialidades por descubrir en nosotrxs mismxs.

Gracias, por acompañarme en este maravilloso aprendizaje que es el viaje de la vida y si tienes alguna duda, curiosidad u aportación no dudes en escribirme.